En un nuevo encuentro de los gobernadores del Norte Grande, el presidente hizo un anuncio concreto para la región conformada por las provincias del NEA-NOA.

Este viernes se desarrolla en Catamarca una nueva reunión del Consejo Regional del Norte Grande, espacio presidido por el gobernador chaqueño Jorge Milton Capitanich. Además, del chaqueño y del anfitrión Raúl Jalil, también asistieron los gobernadores de Corrientes, Gustavo Valdés; Formosa, Gildo Insfran, Jujuy, Gerardo Morales; La Rioja, Ricardo Quintela; Misiones, Oscar Herrera Ahuad; Salta, Gustavo Saenz; Santiago del Estero, Gerardo Zamora; y Tucumán, Juan Manzur.

El encuentro, el cuarto desde que se conformó el espacio, cuenta con la presencia del presidente Alberto Fernández, que es la tercera vez que acompaña a los mandatarios provinciales.

Además, también son parte ministros nacionales, provinciales y legisladores.

Pasadas las 13 Alberto Fernández comenzó con su discurso, que duró menos de 10 minutos pero que tuvo un anuncio concretro. Según el mandatario nacional, se trata de “un reclamo que recibí de los industriales cuando estaba en campaña” y agregó que “me plantearon la necesidad de equilibrar las grandes asimetrías que hay entre aquellos que producen en el norte con aquellos que producen en el centro del país”.

En ese marco recordó que el reclamo “tenía que ver con la vigencia de un decreto que había caído, el decreto 814”.

“Hemos trabajado después de la última reunión que hicimos en Yapeyú (Corrientes) y me había comprometido a traerles una respuesta”, dijo y afirmó: “Vamos a poner en vigencia un sistema de reducción de aportes patronales semejante al que existía en aquel momento en el decreto 814 solo para el Norte Grande Argentino”.

Además, dijo también que “en esa última reunión que habíamos tenido con los gobernadores yo había planteado que empecemos a resolver los problemas, sabía que este era un tema central para que el norte argentino pudiera empezar a producir de otro modo, con un modo de más equilibrio respecto al resto del país”.

“Tengo la alegría de poder cumplir la promesa de campaña y de poder poner en marcha este proyecto que tiene el objeto de que las empresas puedan tomar nuevos trabajadores y así generar más trabajo en esta región que tanto lo necesita, sabiendo que el estado nacional los va a ayudar a hacerlo tratando de que tengan de algún modo la posibilidad de emplear gente en mejores condiciones para el desarrollo empresario”, dijo el Presidente en Catamarca ante la presencia de los gobernadores y demás funcionarios.

“Es un primer paso que quería dar de los muchos otros pasos que tenemos que dar para que el norte argentino se desarrolle y se integre en un plano de igualdad con el resto del país”, añadió y manifestó que “he visto como el norte fue sistemáticamente olvidado y cayendo en su posibilidad de crecimiento años tras año, en estos últimos cuatro años más que en ninguno”.

“Estamos dando un primer paso en una situación que no es simple, no es fácil donde tenemos que aprender a convivir en el contexto que nos ha tocado”, cerró.

Hasta el momento es el único anuncio que se conoció, aunque también había expectativa por alguna medida relacionada con el costo energético diferenciado para la región, uno de los temas que los gobernadores repitieron en todas las reuniones.

De igual manera, la medida se condice y ayudará con el plan inicial que anunció el día de su asunción el ministro de Planificación, Economía e Infraestructura de Chaco, Santiago Pérez Pons. En aquella ocasión, Pérez Pons planteó la necesidad de «poner en marcha un proceso virtuoso de generación y empleo registrado entre todos».

El jefe de la cartera de economía había dicho que “el problema de la generación de empleo es un síntoma de un mal mayor, que es la baja diversificación de nuestro aparato productivo. Hoy la economía chaqueña es de servicio en lo interno en la generación de empleo y de producción primaria en lo externo en nuestras exportaciones. La palabra clave es diversificar”.

ALCANCE DE LA MEDIDA

Poco después del anuncio presidencial, el ministro de Desarrollo Productivo de la Nación explicó los alcances en el beneficio en contribuciones patronales en el Norte Grande.

“Es una medida que apunta no solo a mejorar la competitividad de las economías regionales, sino también a incentivar la creación del empleo formal”, señaló Kulfas y aseguró que “podrán acceder a este beneficio aquellos empleadores y empleadoras de los sectores agroindustrial e industrial que contraten nuevas y nuevos trabajadores a tiempo indeterminado e incrementen su nómina en el próximo año”.

“Para los empleadores de estos sectores, habrá reducciones a las contribuciones patronales a las nuevas contrataciones y serán por tres años: 70% de reducción de contribuciones durante el primer año, 45% durante el segundo y 20% para el tercero”, explicó.

Y agregó: “Esta iniciativa tendrá mayores beneficios para aquellos empleadores que contraten a trabajadoras mujeres o travestis, transexuales o transgénero. Queremos para Argentina un desarrollo productivo con perspectiva de género y estamos trabajando para lograrlo”.

Que te pareció esta nota?
Like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry