Capitanich habilitó nuevo espacio de contención para personas en situación de calle

72

El espacio, que forma parte del programa Mirame, tendrá una especial mirada con tratamientos específicos para personas con problemas de adicción.”Se necesita un Estado sensible que mire hacia las personas socialmente invisibilizadas “, remarcó.

El gobernador Jorge Capitanich inauguró este sábado, junto a la ministra de Desarrollo Social María Pía Chiacchio Cavana, el nuevo espacio del Programa Mirame, para atender y brindar contención a personas en situación de calle con una mirada especial en problemáticas de adicciones. Participaron también el titular de la Fundación Chaco Solidario Hernán Knezovich y la subsecretaria de Niñez, Adolescencia y Familia Graciela Cavana.

“Mirame plantea visibilización de estas personas socialmente invisibilizadas, hoy objeto de una política pública específica que busca su inclusión, que surge de un Estado presente con sensibilidad social para resolver estas problemáticas”, expresó el mandatario.

El espacio, ubicado en avenida Sarmiento 244 de Resistencia con una capacidad de contención para 20 personas, es un eslabón más de la cadena de acciones que lleva adelante la gestión provincial para dar respuestas a las personas en situación de calle. Allí, trabajará un equipo de profesionales abocados a la tarea de contención y recuperación, con una mirada especial hacia las victimas de adicciones.

“Acá hay un equipo de psicólogos sociales y diferentes profesionales capacitados para afrontar esta problemática compleja, fortalecer la dignidad humana y recuperar proyectos de vida, no se trata solo de darles un techo y alimentos, sino la posibilidad de recuperarse e insertarse social y laboralmente”, resaltó el gobernador.

El dispositivo cuenta con espacios amplios, oficina de recepción, cocina, tres patios internos, cuatro habitaciones amplias y cuatro baños. 43 personas prestarán servicio allí, ocho voluntarios y 35 agentes contratados y de planta permanente.

De esta manera, el Gobierno provincial promueve terminar con la invisibilización social de las personas sin techo, con particular énfasis en las personas con problemas de adicción. “Desde este espacio, se propone un hogar, la posibilidad de alimentos sanos y tratamiento específico para las adicciones”, reiteró.

El mandatario ratificó que la atención a las personas sin techo es uno de los puntos más sensibles de la agenda social, donde se prioriza además la educación sexual para prevenir el embarazo adolescente, la asistencia alimentaria para erradicar el hambre, la promoción de la renta mínima progresiva universal, la capacitación en oficios para inserción laboral, el fortalecimiento del voluntariado social y un sistema de prevención de adicciones, entre otros aspectos.

Que te pareció esta nota?
Like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry