La ministra de Salud, Carla Vizzotti, adelantó que 306.000 dosis del componente 1 de la vacuna Sputnik V estarán llegando a las provincias entre viernes y sábado, en tanto que el Monitor Público de Vacunación mostraba que son 3.328.933 el total de dosis aplicadas hasta el momento en Argentina.

Así, el Gobierno nacional continúa trabajando para que más vacunas lleguen a la Argentina y sean distribuidas en todas las provincias, para continuar -comenzando por los segmentos de mayor riesgo- inmunizando a la población en el marco de la Campaña Nacional de Vacunación en momentos en que los casos de contagio han mostrado un incremento en los últimos días.

Según el Monitor Público de Vacunación, el registro online que muestra en tiempo real el operativo de inmunización en todo el territorio argentino, hasta esta este miércoles por la mañana ya son 3.328.933 el total de vacunas aplicadas: 2.694.454 personas recibieron la primera dosis y 634.479 ambas.

En tanto, tras la llegada del último embarque de vacunas desde Moscú a Buenos Aires, en un vuelo de Aerolíneas Argentinas, el Gobierno se dispone a comenzar la distribución de las 306.000 dosis, que estarán llegando a las provincias «entre viernes y sábado».

Las nuevas dosis de la vacuna rusa serán utilizadas «para fortalecer la inoculación de personas mayores de 70 años, en el marco del plan de inmunización que lleva adelante el Gobierno nacional para combatir el Covid-19», señaló un comunicado de Presidencia.

«Luego del procedimiento de desaduanaje, recepción, control térmico, conteo, fraccionamiento y acondicionamiento, las vacunas llegarán entre el viernes y el sábado a todas las jurisdicciones», se precisó desde el Gobierno nacional.

La partida de Sputnik V se asignó a las provincias de acuerdo con un criterio dispuesto por el Ministerio de Salud, en base a la cantidad de población de cada distrito y a la unidad mínima de embalaje (que es de 600 dosis por conservadora).

Así, 116.400 dosis a la provincia de Buenos Aires; 20.400 a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires; 3.000 a Catamarca; 8.400 a Chaco; 4.200 a Chubut; 25.200 a Córdoba; 7.800 a Corrientes; 9.600 a Entre Ríos; 4.200 a Formosa; 5.400 a Jujuy; 2.400 a La Pampa; 3.000 a La Rioja; 13.200 a Mendoza; 8.400 a Misiones; 4.800 a Neuquén; 5.400 a Río Negro; 9.600 a Salta; 5.400 a San Juan; 3.600 a San Luis; 3.000 a Santa Cruz; 23.400 a Santa Fe; 6.600 a Santiago del Estero; 1.200 a Tierra del Fuego y 11.400 a Tucumán.

El lunes último llegaron al país 500.000 dosis de la primera dosis de la Sputnik V, en lo que fue el octavo vuelo desde Moscú hacia Buenos Aires a través de Aerolíneas Argentinas.

En los dos primeros traslados de vacunas, en diciembre último, llegaron al país 600.000 dosis de Sputnik V, mientras que en el tercero fueron 220.000; en el cuarto 400.000; en el quinto 517.000, en el sexto 732.000 vacunas, el séptimo trajo 330.000 dosis y finalmente, el mencionado con 500.000.

En total, entre los ocho vuelos completados hasta ahora hacia y desde la capital de la Federación Rusa se trajeron 3.299.000 dosis de Sputnik V.

Además, se realizó un vuelo a Beijing, en la República Popular China, desde donde vinieron 908.000 dosis de la vacuna producida por Sinopharm, por lo que, hasta el momento, la cantidad de vacunas que llegaron al país en vuelos de Aerolíneas Argentinas es de 3.707.000.

En paralelo a la llegada de vacunas, el Gobierno nacional continuaba trabajando para definir «lo antes posible» una batería de medidas que permitan ralentizar el alza de contagios de coronavirus pero descarta por el momento la posibilidad de disponer un confinamiento o restricciones a la circulación para franjas horarias, si bien esta última medida fue efectiva en momentos en que se registró un pico de casos.

En lo inmediato, el Gobierno trabaja para avanzar con la implementación de «medidas adicionales» para ralentizar la llegada de una segunda ola de coronavirus, «antes de Semana Santa, en la que se prevé mucha movilidad de personas», dijo Vizzotti.

Entre esas medidas, señaló, se analiza la de exigir un PCR pago, a cargo de las personas que regresan al país desde el exterior.

La Casa Rosada viene analizando diversas alternativas desde hace varios días, especialmente luego del aumento sostenido de casos en los países sudamericanos y un alza en los números de contagios en las regiones más pobladas de la Argentina, con el objetivo de desalentar el turismo.

El martes por la tarde, el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, se reunió en Casa de Gobierno con el ministro de Transporte, Mario Meoni, y con funcionarios del Ministerio de Salud y de la Secretaría Legal y Técnica para definir en los próximos días medidas restrictivas.

Según explicaron fuentes gubernamentales, esas medidas que podrían regir «desde el fin de semana», buscarían reducir «fuertemente» el ingreso de personas desde el exterior a partir de «drásticas restricciones» en la frecuencia de vuelos, con el objetivo de desalentar el turismo, fundamentalmente a países en los que circulan las nuevas cepas».

Fuente: Télam

Que te pareció esta nota?
Like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry