En medio de un importante brote de coronavirus dentro del plantel, y tras la negativa de la Conmebol para poder sustituir alguno de sus arqueros para lograr el ingreso del juvenil Alan Leonardo Díaz (la gran figura en el Superclásico), River saldrá al campo de juego en búsqueda de un heroico triunfo que le permita evitar complicaciones en la Copa Libertadores. Desde las 21, en el Estadio Monumental, recibirá a Independiente Santa Fe. El árbitro será el peruano Víctor Carrillo y televisará ESPN.

El Millonario, que viene de quedar afuera de la Copa de la Liga Profesional tras caer en cuartos de final con Boca por penales, entre las bajas por el COVID-19 y las lesiones no tiene certezas de si podrá colocar 11 futbolistas desde el primer minuto. Marcelo Gallardo deberá pensar en un equipo sin los arqueros Franco Armani, Enrique Bologna, Germán Lux y Franco Petroli (los cuatro que estaban en la lista de buena fe), los defensores Gonzalo Montiel, Alex Vigo, Robert Rojas y Paulo Díaz, los mediocampistas Leonardo Ponzio, Agustín Palavecino, Bruno Zuculini, Benjamín Rollheiser, Santiago Simón, Nicolás De la Cruz, Tomás Castro Ponce y los delanteros Lucas Beltrán, Flabián Londoño Bedoya, Rafael Santos Borré, Matías Suárez y Federico Girotti. Todos ellos dieron positivo en los testeos de coronavirus realizados en los últimos días.

A esa nómina también se les agregan los juveniles Tomás Galván y Pablo Cáceres (no estaban en la nómina de la Copa para disputar la competencia) y existe el interrogante sobre las presencias de Javier Pinola y Enzo Pérez. Los dos referentes del plantel aún no tienen el alta médica de sus respectivas lesiones, pero ante el delicado cuadro de situación intentarán dar una mano.

Que te pareció esta nota?
Like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry