Información responsable sobre coronavirus a niños y niñas

93

El Ministerio de Salud solicita a los padres y tutores que tengan responsabilidad a la hora de comunicar y explicar sobre la situación del coronavirus para evitar la alarma social e inconvenientes durante las medidas de aislamiento vigentes.

La cartera sanitaria provincial hace hincapié en el respeto a los Derechos del Niño y de la Salud, recomendando los consejos dispuestos por Unicef en su manual sobre COVID-19.

En primer lugar se recomienda proteger el bienestar emocional de los niños y las niñas que se encuentran en etapa de educación infantil temprana (menores a 6 años) de toda la información que aún no pueden procesar, debido a que no cuentan con la madurez emocional necesaria para comprender diversas cuestiones vinculadas a pandemias o enfermedades.

La intención de la protección emocional infantil es impedir que desarrollen ansiedad, miedos y temores ante la situación mundial y local sobre coronavirus. Para ello es necesario evitar exponerlos a noticias o programas con enfoques sensacionalistas o morbosos.

Además se recomienda que no participen de conversaciones de adultos sobre la situación y dedicar el tiempo necesario para responder las dudas e inquietudes que surjan de los niños y las niñas, pero aplicando un lenguaje adecuado a su capacidad de comprensión y que no sea engañoso.

Unicef también recomienda que puede emplearse terminología que, si bien no tiene rigurosidad técnica, puede ser utilizada para explicar de manera sencilla la situación actual: como por ejemplo referirse a las enfermedades como el dengue o coronavirus, virus y bacterias como “bichos invisibles”, “bichitos malos para la salud”, entre otros.

Por su parte, es indispensable reforzar la educación en materia de higiene y autoprotección en los niños y las niñas con el objetivo de que puedan desarrollarlas para el cuidado personal y social.

Es el momento para enseñar sobre el adecuado lavado de manos y la formación del hábito de una correcta higiene en todos los contextos cotidianos (en el hogar, en el jardín de infantes o la escuela, en restaurantes); reconocer las situaciones cotidianas de exposición con suciedad (contacto con animales, manejo de tierra, basura o heces) y las medidas higiénicas necesarias; la aprehensión de las medidas higiénicas de protección de los demás y respeto por el entorno como estornudar o toser en pañuelos descartables o en el pliegue del codo, evitar compartir cubiertos y vajillas, tirar los desechos a los recipientes adecuados de basura, la limpieza de la ropa, los ambientes y herramientas.

En tanto, también se recomienda evitar expresiones violentas, injuriosas o estigmatizantes y que puedan generar malos entendidos o malas interpretaciones por parte de los niños y las niñas y que a futuro puedan colaborar a reforzar estereotipos o prejuicios duraderos.

Que te pareció esta nota?
Like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry