Instituto del Deporte recomienda 20 minutos diarios de sol

291

Con 20 minutos al día al sol se protegen los huesos, la piel, las defensas, el corazón, la presión arterial, se disminuye la somnolencia y las grasas, y mejora el estado de ánimo en general.

El Instituto del Deporte Chaqueño, a través del área de Medicina del Deporte, recomienda a las y los chaqueños que tangan la posibilidad, pasar unos 20 minutos al día al sol, en horarios recomendados, para mejorar la salud y el bienestar general (físico y emocional).

Con salir unos minutos al patio, terraza, balcón, o bien abrir la puerta de la casa, respetando el aislamiento social, preventivo y obligatorio, se mejoran:

• Huesos: La vitamina D es activada por los rayos UV. Es fundamental para la mineralización de los huesos y de los dientes. Los rayos del sol se encargan de activarla.

 Piel: La radiación solar ayuda a prevenir y a manejar el acné, y en casos severos como la psoriasis, los rayos solares son determinantes para ayudar a remitir la enfermedad.

• Defensas: El sol puede aumentar el número de glóbulos blancos en sus dos líneas, neutrófilos y linfocitos; estos conforman el primer escuadrón de defensa del organismo.

• Grasas: Los niveles de colesterol se reducen en las personas durante los veranos; la luz solar es fundamental para metabolizarlo. Además, la gente hace más ejercicio cuando el día es luminoso.

• Presión arterial: Cuando se dilatan las arterias de la piel se reduce la cantidad de sangre concentrada en los órganos, esto baja la presión arterial, lo que es ideal para los hipertensos.

• Corazón: El corazón se contrae por acción del calcio; cuando es insuficiente, las hormonas paratiroideas lo toman de los huesos para dárselo. Pero cuando una persona se asolea se disminuyen los niveles de estas hormonas.

 Vida sexual: A quienes dicen que su líbido se eleva en verano les cabe algo de razón. Los rayos del sol también incrementan ligeramente los niveles de testosterona, que en hombres y mujeres es la hormona del deseo.

• Somnolencia: Los rayos ultravioleta regulan la producción de melatonina, hormona que ayuda a definir los ciclos de sueño. La luz solar reduce sus niveles, lo que ayuda a sentirse más despierto.

• Estado de ánimo: La radiación del sol promueve la síntesis de la serotonina, una sustancia relacionada con el bienestar y que también ayuda a regular el sueño y hasta la conducta sexual.

Que te pareció esta nota?
Like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry