Un taxista británico, identificado no oficialmente como David Perry, es celebrado como héroe en Reino Unido luego de frustrar un presunto ataque terrorista suicida en Liverpool, al detener el plan de un pasajero que quería hacer explotar una bomba en una ceremonia en la catedral anglicana de la ciudad.

El pasajero murió pero el conductor escapó con heridas leves, después de que las autoridades de la ciudad y los periódicos describieran cómo había encerrado al hombre en el interior tras sospechar de sus intenciones.

El primer ministro de Reino Unido, Boris Johnson, destacó la valentía del taxista, identificado por medios locales como David Perry, a la espera de esclarecer la sucesión exacta de los acontecimientos, informa la BBC. Por su parte, la alcaldesa de Liverpool, Joanne Anderson, aseguró que Perry se comportó de manera “heroica”. En concreto, aplaudió que fuese capaz de salir del taxi y de “cerrar las puertas”, lo que evitó “un desastre absolutamente horrible” el domingo.

La explosión ocurrió dentro del taxi frente al Hospital de Mujeres de Liverpool segundos antes de que el país guardara silencio el domingo a las 11 para honrar a sus muertos de guerra en el Día del Recuerdo.

Cuando estaban en dirección a la catedral, el cierre de la carretera obligó al taxi a desviarse y acabaron en el hospital cercano, donde la bomba estalló. El conductor escapó segundos después, justo antes de que el vehículo quedara envuelto en llamas.

Tras el estallido y posterior incendio, un espeso humo gris quedó disperso en el lugar mientras la policía se apresuraba a acordonar el área y se pedía a los pacientes no urgentes que se desviaran a otras clínicas de la ciudad.

“El taxista, en su heroico esfuerzo, ha conseguido desviar lo que podría haber sido un desastre absolutamente horrible en el hospital”, dijo el lunes la alcaldesa de Liverpool, Joanne Anderson. “Sabíamos que el taxista se había quedado fuera y había cerrado las puertas, lo supimos desde el principio”, dijo a la radio de la BBC, al tiempo que advirtió de que no había más especulaciones sobre el incidente.

El conductor estaba hospitalizado por heridas que no ponían en riesgo su vida.

Russ Jackson, responsable de la policía antiterrorista en la región, dijo que la motivación de la explosión del domingo en un taxi no estaba clara, pero que el artefacto fue “construido por el pasajero” que murió.

Fuente: Infobae

Que te pareció esta nota?
Like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry