El gobernador presentó esta mañana, junto al ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Nación, el plan de gestión ambiental que incluye los ejes, las prioridades y los objetivos para los próximos cuatro años.

“Se trata de una agenda de trabajo para posicionar a la provincia como potencia ambiental y como espacio para el desarrollo sostenible de la actividad productiva”, apuntó el mandatario y detalló luego los ejes prioritarios sobre los que debe apoyarse la política ambiental chaqueña.  Participaron también de la presentación la vicegobernadora Analía Rach Quiroga y la secretaria de Desarrollo Territorial y Ambiente Marta Soneira.

De esta manera se apunta a lograr en los próximos cuatro años:

  • La gestión integral de residuos sólidos urbanos en todos los municipios, con procesos de clasificación y reciclado;
  • La creación de una planta de disposición final de residuos en Resistencia.
  • El empleo de tecnologías disponibles para la aplicación de la Ley de Biocidas, será otro de les ejes de trabajo con el fin de compatibilizar la actividad productiva.
  • La preservación del ambiente.

“Buscamos alcanzar un desarrollo sostenible que implica la articulación entre producción y ambiente”, dijo al respecto.

Otros de los temas centrales a resolver son el tratamiento de los residuos patológicos y la implementación de una ley de ordenamiento territorial de bosques nativos para combatir con mayor eficacia los desmontes ilegales.

Además, se implementará un plan director de saneamiento hídrico y ambiental para resolver los problemas de exceso y déficit hídrico y planes de forestación, que entre otros ejes, exijan a las empresas inversiones para la reposición de los recursos naturales.

También se hará especial hincapié en la educación ambiental y la producción de novedosos sistemas de energía renovable. “El ambiente es nuestro patrimonio; debemos construir objetivos comunes a partir de su preservación”, concluyó.

Cabandié: “El desafío es poner a la Argentina de pie, de manera sustentable y Federal”

Cabandié advirtió que la agenda ambiental demanda la urgente aplicación de políticas pendientes, entre ellas, el objetivo principal planteado desde el gobierno nacional es elevar el nivel de conciencia ambiental de la política (desde donde se toman las decisiones) y de la sociedad.

Para ello, se enviará en las próximas horas un proyecto de ley de Educación Ambiental para que la currícula educativa de todos los niveles incluya los desafíos ambientales en el planeta.

En ese sentido convocó a repensar para superar la cultura del descarte que hace que hoy en Argentina haya más basurales a cielo abierto que municipios. “Los sectores productivos, el Estado y la sociedad civil tenemos que pensar nuevo paradigma productivo, porque lo que hoy da utilidades y ganancias mañana puede acabarse, lo hoy me da soja, mañana puede ser un desierto, el desafío es poner a la Argentina de pie, de manera sustentable y federal”, remarcó.

 

Que te pareció esta nota?
Like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry