Con un destacado Tom Brady, el Super Bowl LV quedó en manos de Tampa Bay Bucaneers tras un contundente 31-9 ante Kansas City Chiefs y, de esta forma, la franquicia sumó su segundo título mientras que el legendario quarterback alcanzó los siete anillos de campeón, con un récord absoluto.

Tampa Bay se adueñó del encuentroy logró dejar al talentoso mariscal de Kansas City, Patrick Mahomes, sin touchdowns en todo el partido.

El joven jugador de 25 años estuvo errático en todo el encuentro y no pudo vencer a la férrea defensa de los Bucs, que logró capturarlo e interceptarlo en varias oportunidades. El mítico Tom Brady agigantó su leyenda al terminar el partido con201 yardas de pase, tres pases para touchdowns y cero intercepciones en 29 intentos (21 de ellos, completados).

Los encargados de aportar su nombre al resultado fueron el ala cerradaRob Gronkowski en dos oportunidades, el receptor Antonio Brown y el corredor Leonard Fournette.

El exjugador deNew England Patriots logró su séptimo anillo de campeón, un número que supera a las dos franquicias que más títulos ganaron (Pittsburgh Steelers y los mencionados Patriots, ambos con seis).Además, gritó campeón por primera vez con los Bucs en su primera temporaday a los 43 años de edad, luego de 20 años con la franquicia de New England.

El triunfo de los Bucssignificó la primera oportunidad en que un equipo salió campeón como local, habiéndose jugado el encuentro en el Raymond James Stadium.